Ayuda

Giovanni Maria Olgiati

Biografía

Olgiati, Giovanni María. Milán (Italia), 1494 – 18.X.1557. Capitán e ingeniero de Carlos V y Felipe II.

Era hijo de Giovanni Ambrogio y Bernardina dal Re. Se sabe muy poco de la formación de Olgiati, parece que su primera experiencia fue al servicio de la República de Venecia, ocupado en la fortificación de Corfú y Famagusta. Por otro lado, según el propio ingeniero, estuvo al servicio de los Sforza desde 1520. En 1526 Olgiati reforzaba las defensas de Alejandría (Italia) con un recinto exterior poligonal, con cortinas y torres. La ciudad había sido invadida en 1522 por los franceses, hasta que, tras el triunfo de Pavía por las tropas imperiales, la ciudad se convertía en un punto estratégico para el paso hacia Flandes de las tropas de Carlos V y posteriormente de Felipe II.

En 1529 fue comisionado por el marqués de Saluzzo para realizar una inspección de las murallas de Valfenera, y en 1533 estaba al servicio de Francesco II Sforza, duque de Milán. Parece que participó en la empresa imperial de Túnez en 1535 como ingeniero y experto en artillería, y a la muerte del duque de Milán (1 de noviembre de 1535) Olgiati pasaba a depender del ejército imperial, participando en el Piamonte, ocupado por los franceses, como ingeniero y probablemente como artillero.

A partir de 1536 Olgiati comenzaba a planificar importantes renovaciones o intervenciones: primero, las murallas de Génova, después en la construcción de la Porta dell'Arco, único ejemplo de arquitectura civil atribuible al ingeniero, y en 1539 proyectaba la ciudad de Portovecchio en Córcega.

En 1540 estaba considerado como ingeniero jefe del Estado de Milán, realizando inspecciones en varias ciudades para decidir sobre reparaciones de emergencia, y al año siguiente también asumía el cargo de capitán general de Artillería. A partir de 1542, Olgiati, a las órdenes del marqués del Vasto, trabajaba en las defensas de la ciudad de Milán donde diseñó el segundo recinto de fortificación de la ciudad. También en Pavía, donde construía a partir de 1542 uno de los primeros recintos de fortificación que circundaban la ciudad, con doce baluartes de flancos retirados y con “orejones”. Posteriormente, y hasta la paz de Crépy (octubre de 1544), trabajó en Lombardía donde realizaba el seguimiento de numerosas obras de fortificación, en el Piamonte, organizando la artillería del ejército y mejorando varios fuertes, y en Liguria, donde diseñaba la fortaleza del Priamar de Savona. A finales de 1544, pacificada la frontera occidental y desaparecida la necesidad de defenderla contra los franceses, Olgiati reanudaba la colaboración con la República de Génova para completar el levantamiento de las defensas de la capital según el proyecto elaborado casi una década antes.

Las muertes de Carlos de Valois (septiembre de 1545) y Alfonso d’Avalos (marzo de 1546) llevaban al Estado de Milán a entrar en la órbita imperial, pasando a ser fundamental para la defensa de los intereses imperiales en Italia. En el verano de 1546 Olgiati realizaba un estudio detallado de las necesidades de fortificación de todo el Estado. En 1547 acompañó a Ferrante Gonzaga en una visita de inspección a las ciudades y pueblos del Piamonte, dibujando al respecto un pequeño libro de bocetos y apuntes. También en 1547 Olgiati era enviado a la república de Génova para cooperar como ingeniero y artillero en el sitio de la fortaleza de los Fieschi, nobles genoveses que se habían sublevado y encerrado en el castillo de Montoggio. Olgiati organizaba a la artillería de sitio y, una vez ocupado el castillo, procedía a su demolición mediante explosivos.

En 1548, por orden de Ferrante Gonzaga, gobernador de la ciudad, planificaba el recinto que debía rodear y defender Milán. El recinto, de más de 11 kilómetros, tenía la planta de un polígono irregular de nueve lados o cortinas, con baluartes en cada ángulo y con plataformas artilleras en el centro de cada cortina, todo ello rodeado de un amplio foso. Además de la construcción de las murallas de Milán, Olgiati, diseñaba y dirigía obras de fortificación en Lombardía, Piamonte y Liguria, y en el otoño de 1550 era enviado a Siena para supervisar el diseño de la nueva ciudadela. Con antelación, el futuro Felipe II solicitaba que se enviase un buen ingeniero para hacerse cargo de las fortificaciones que debían defender el reino de España, a lo que Olgiati se negaba, aduciendo lo avanzado de su edad. En 1551 se encontraba en Novara dirigiendo las obras de modernización de las murallas urbanas y del castillo de los Sforza.

En los años siguientes, Olgiati seguiría el avance de los numerosos sitios de construcción abiertos para el fortalecimiento del Estado de Milán, todos construidos según sus proyectos. Eran más de 60 plazas las que visitó en el Milanesado, aportando informes y dibujos de sus viajes, con los que casi es posible completar la telaraña imperial defensiva de Lombardía, pudiéndose apreciar el estado de conservación, la mejora o actualización, en su caso, y eficacia o inutilidad de la posición estratégica de cada una de las plazas que formaban parte de la citada telaraña defensiva.

En la primavera de 1553 fue enviado a Flandes para que en una gira en compañía del ingeniero Sebastian van Noyen inspeccionaran las ciudades fortificadas fronterizas, partiendo de Bruselas. Inicialmente, visitaban Luxemburgo y Thionville, y, más tarde, Maastricht, Thionville, Marienbourg, Bouchain, Cambrai, Valenciennes, Renty y Namour, y posiblemente Arras y Bapaume. De todas ellas, debían realizar nuevos proyectos para mejorar sus defensas. En la primavera siguiente Olgiati visitaba la Riviera de Liguria y Córcega, pero fue en Milán donde trabajó durante todo 1554.

En 1555 Olgiati trabajó directamente a las órdenes de Gómez Suárez de Figueroa, nuevo gobernador de Milán, para reforzar las defensas del frente occidental ante la nueva ofensiva francesa. La pérdida de Casale, en marzo de ese año, obligaba a la fortificación de Novara, Pavía y sobre todo Valenza, trasladándose en 1556 a Cremona para planificar la ampliación de la muralla.

Murió en su casa de Milán el 18 de octubre de 1557 a los 63 años de edad, siendo enterrado en una capilla de la iglesia de Santa Maria delle Grazie.

 

Bibl.: A. Cámara, Fortificación y ciudad en los reinos de Felipe II, Madrid, Ministerio de Defensa, 1998; C. van den Heuvel y B. Roosens, “Los Países Bajos. Las Fortificaciones y la coronación de las defensas del Imperio de Carlos V” y B. Adorni, “El estado de Milán, las Fortificaciones bajo Carlos V”, en C. J. Hernando Sánchez (coord.), Las Fortificaciones de Carlos V, Madrid, Ediciones del Umbral, 2000; M. Viganò, “Italia”, en A. Cámara Muñoz (coord.), Los Ingenieros Militares de la Monarquía Hispánica en los siglos XVII y XVIII, Madrid, Fernando de Villaverde Ediciones, 2005, págs. 293-301; P. Bragard, Dictionnaire Biographique des Ingénieurs des fortifications. Pays-Bas espagnols, Principauté de Liège, Franche-Comté, 1504-1713, Namur, Les Amis de la Citadelle de Namur, 2011; A. Sánchez Gijón, “Fortalezas y castillos españoles en Italia. La fortificación como Arte Real” y J. J. de Castro y A. Cuadrado Basas, “Las fortificaciones de la Corona Hispánica en el Mediterráneo durante los siglos XVI y XVII (1492-1700)”, en A. Ruibal Rodríguez (coord.), Castillos de España: publicación de la Asociación Española de Amigos de los Castillos, nº extra 167-170 (ejemplar dedicado a IV Congreso de Castellología) (2012), págs. 45-56 y 57-74, respect.; P. Bossi y F. Nadal Piqué, “Ambrosio Borsano: un exponente de la escuela de ingeniería militar de Milán al servicio de la Monarquía Hispánica (1633-1661)”, en Hispania, 77, 257 (2017), págs. 673-704; M.ª Gajate Bajo y L. González Piote (eds.), Guerra y tecnología. Interacción desde la Antigüedad al Presente, Madrid, Fundación Ramón Areces, 2017; F. Martínez Láinez, Una pica en Flandes: La epopeya del Camino Español, Madrid, ADAF, 2019; J. Cantera Montenegro (coord.), Presencia de ingenieros militares extranjeros en la milicia española. Revista internacional de Historia Militar, 97 (2019), passim; “Olgiati, Giovanni Maria”, en Dizionario Architetti Milano [en línea], disponible en https://dizionarioarchitettimilano.it/architetti.

 

Juan Carrillo de Albornoz y Galbeño