Ayuda

Juan Pérez de Espinosa

Biografía

Pérez de Espinosa, Juan. Toledo, 1558 – Sevilla, XI.1622. Religioso franciscano (OFM) y obispo de Santiago de Chile.

Es posible que Juan Pérez viajara a Nueva España en 1575. No se sabe si fue como franciscano o si ingresó en la Orden estando en Veracruz. Algunos afirman que vistió el hábito en Alcalá de Henares el 2 de agosto de 1574, lo que explicaría sus buenas influencias en la Corte de Madrid, pues habría cursado sus estudios en España. En América se desempeñó como misionero y profesor en Cholula, Zacatecas y Guatemala, lo que le permitió conocer la situación de los indígenas y le impulsó a defender sus libertades y derechos. Regresó a España probablemente en 1599 para llevar franciscanos a las misiones de Yucatán. El Rey lo eligió para el obispado de Santiago de Chile el 1 de marzo de 1600.

Las bulas le fueron dadas por Clemente VIII el 12 de mayo y fue consagrado el 25 de julio del mismo en el templo de San Francisco el Grande de Madrid.

Tras solicitar los dineros correspondientes para una sede lejana y pobre como era la de Santiago de Chile, se embarcó en Portugal junto a un destacamento de quinientos soldados enviados por el Monarca para reforzar el Ejército. Éste debía reprimir el alzamiento araucano de 1598 que había destruido las ciudades del sur. En Buenos Aires debieron solicitar los medios necesarios para atravesar la Pampa, pero no pudieron atravesar la cordillera de Los Andes y se quedaron en Mendoza hasta octubre.

El obispo aprovechó para iniciar su gobierno visitando las ciudades de Mendoza, San Luis y San Juan, pues la provincia de Cuyo pertenecía a su diócesis. El obispo detectó las dificultades para atender esta zona.

Volvió a visitarla, pues en su carta del 1 de enero de 1613 le comunicó al Rey que había pasado dos veces la cordillera para atender las doctrinas y defender a los indios huarpes de los atropellos que sufrían por parte de los encomenderos.

La diócesis de Santiago pasaba un momento crítico por la sublevación de los indios en el sur y la consiguiente pobreza del país. Muy pronto el obispo Espinosa captó la necesidad de una reforma moral tanto del orden civil como del eclesiástico. Ya en 1602 detallaba al Rey los conflictos que debió enfrentar por la conducta de los canónigos. Francisco Ochandiano había usurpado 3000 pesos oro siendo mayordomo de la iglesia Catedral y había ocultado al canónigo Martín Moreno que huía de las penas establecidas contra los sacerdotes que caían en el pecado nefando.

El maestrescuela había enloquecido por los golpes recibidos y el encarcelamiento que sufrió por parte de los otros prebendados.

Respecto de los indios, distinguió la situación de los indios de guerra y los indios de paz. Vio la necesidad de someter a los primeros por la fuerza y el imperativo de un trato justo para los segundos, con el fin de realizar una labor misionera eficaz. Para ello necesitaba contar con sacerdotes virtuosos y cultos, de ahí su dedicación al Seminario que debió refundarlo, pues había dejado de funcionar durante la vacancia de la sede. Fue su director y ejerció la docencia hasta 1610 en que asumió la dirección el sacerdote sacristán mayor de la cátedra, Andrés de Ullibarri Velázquez.

 

Bibl.: F. A. Encina, Historia de Chile, Santiago de Chile, Editorial Nascimento, 1941 y ss.; L. Olivares Molina, La provincia franciscana de Chile de 1553 a 1700 y la defensa que hizo de los indios, Santiago de Chile, 1961; A. de Egaña, Historia de la Iglesia en la América española, Madrid, Biblioteca de Autores Cristianos (BAC), 1966; H. Araya Rivera, Notas biográficas de religiosos franciscanos de Chile, Santiago de Chile, 1976; R. Schirmer Prieto, “Juan Pérez Espinosa”, en Episcopologio chileno. 1561-1815, vol. I, Santiago de Chile, Ediciones Universidad Católica de Chile, 1992.

 

Marciano Barrios Valdés

 

 

Relación con otros personajes del DBE

Personajes citados en esta biografía

Personajes similares