Ayuda

Sancho Pérez Rodríguez Acebes

Biografía

Pérez Rodríguez Acebes, Sancho. Baltanás (Palencia), s. xv – Valladolid, 21.IV.1515. Obispo de Astorga y presidente de las chancillerías de Ciudad Real y Granada.

Hijo de Sancho Pérez de Mata y de María Rodríguez de Acebes, Sancho Pérez Rodríguez de Acebes estudió Cánones, obteniendo el grado de doctor, y se dedicó a la carrera eclesiástica y administrativa. Fue arcipreste de Rojas, arcediano de Talavera y obispo de Astorga desde el 4 de diciembre de 1500. Tomó posesión del obispado por procurador el 19 de febrero de 1501, pero no se trasladó a la sede episcopal hasta 1512, pues durante este tiempo estuvo ejerciendo la presidencia de la Chancillería de Ciudad Real.

El 21 de agosto de 1501 se le nombró presidente del tribunal manchego y estaba al frente del mismo cuando la reina Juana ordenó su traslado a Granada en febrero de 1505. Tuvo que enfrentarse, en consecuencia, a todos los problemas que tuvo aparejados la instalación de la Chancillería en la ciudad del Darro.

Esto es, a las reticencias de las autoridades granadinas, encabezadas por el capitán general del Reino de Granada, que no recibieron con alborozo la llegada del tribunal, a pesar de que debían facilitar en todo lo posible su establecimiento; a la falta de casas decentes donde alojar a los jueces; a la dificultad de encontrar un edificio que se convirtiera en la sede de la institución; y a la epidemia de peste que asoló Granada en 1508 y que obligó a los magistrados a huir de la capital y a buscar refugio en Loja.

Sancho ejerció la presidencia de la Chancillería hasta 1510 y a partir de entonces se dedicó a su labor pastoral en el obispado de Astorga, donde entró el 1 de julio de 1512. Allí hizo estatutos para el Cabildo, que se publicaron el 3 de septiembre de 1512, fundó un hospital en Molinaseca e impulsó la construcción del coro en la iglesia Catedral.

Falleció en Valladolid el 21 de abril de 1515. Unos días antes, el 17 de abril, había otorgado testamento en esta capital. En el mismo dejó varias mandas a los Monasterios de Guadalupe, Lupiana y Astorga e instituyó heredera de todos sus demás bienes, incluida su biblioteca, a la Catedral de Astorga. Dispuso asimismo que su cuerpo se enterrase en el coro de la Catedral y que todos los días se dijese misa de Réquiem sobre su sepultura. En su tumba puede leerse la siguiente inscripción: “Aquí yace el ilustrísimo señor don Sancho de Acebes, obispo de Astorga, presidente de la Chancillería de Granada. Dexó a la fábrica desta su iglesia por heredera. Falleció a XXI de abril de MDXV”.

 

Bibl.: P. Rodríguez López, Episcopologio asturicense, t. III, Astorga, Porfirio López, 1906-1910, págs. 9-16; M. Rodríguez Díez, Historia de la muy noble, leal y benemérita ciudad de Astorga, Astorga, Porfirio López, 1909, pág. 351; I. Gómez González, La Justicia, el Gobierno y sus Hacedores. La Chancillería de Granada en el Antiguo Régimen, Granada, Comares, 2003, pág. 30.

 

Inés Gómez González