Ayuda

Ibn al-Baytar

Biografía

IBN AL-BAYĀR: Abū Muammad ‘Abd Allāh b. Amad b. Muammad b. Amad b. ‘Abd al-Malik b. Būnuh b. Sa’īd b. ‘Aṣṣām b. Muammad b. Ṯawr al-’Abdārī al-Andalusī al-Mālaqī al-Nabātī al-abīb, apodado Diyāÿ al-Dīn (la Luz de la religión) y al-’Aššāb (el Botánico), y conocido por Ibn al-Bayār e Ibn al-Bayār al-Mālaqī. Málaga, c. 586 H./1190 C. — Damasco, 646 H./1248 C. Importante y célebre botánico y farmacólogo andalusí.

El sobrenombre Ibn al-Bayār (el hijo del veterinario) era un apodo común a todos los miembros de la familia, heredado de su fundador quien, procedente de Guadalajara, se había instalado en Granada y, posteriormente, en Málaga. Por tanto, no hemos de interpretar este apodo en sentido literal y entender que todos ellos eran, necesariamente, veterinarios. También se le ha querido atribuir un origen muladí a la familia, interpretando el nombre de su antepasado Būnuh, como la traducción del apellido cristiano Bono o Bueno, pero no existen las bases necesarias para dar por segura tal afirmación.

Abū Muammad ‘Abd Allāh Ibn al-Bayār nació en Málaga, en el seno de una familia de grandes tradicionistas y expertos en cuestiones jurídicas. Su propio padre, Abū l-’Abbās (m. 630/1233), fue un gran alfaquí y buen conocedor de los procesos judiciales. Así pues, la formación de nuestro autor comenzó con el estudio de las ciencias tradicionales: religión y jurisprudencia, aunque pronto se apartó de los intereses familiares para dedicarse a las ciencias de la naturaleza, preocupado por todo lo que se refería a plantas, minerales y animales. Sus inquietudes tenían dos vertientes: la primera, conocer lo que otros autores habían dicho sobre estos temas y, la segunda, comprobar si esas informaciones se correspondían con la realidad. Para cumplir el primer objetivo se dedicó a estudiar las obras de los grandes sabios (griegos, persas, siriacos, indios, caldeos y árabes, orientales y andalusíes) que le habían precedido o eran contemporáneos suyos: Dioscórides, Galeno, Aristóteles, Avicena, al-Rāzī, Ibn Māsawayh, Abū anīfa al-Dīnawarī, al-Zahrāwī, Ibn Wāfid, al-Gāfiqī, al-arīf al-Idrīsī, Ibn al-’Awwām, Abū l-’Abbās al-Nabātī, etc. Para llevar a cabo el segundo, efectuó trabajos de campo: herborizaciones y análisis de los lugares donde los elementos existían, así como entrevistas personales -tanto a expertos en el tema, como a curanderos, simples campesinos, etc.- para comprobar si las denominaciones, descripciones morfológicas y terapéuticas, entre otras, eran correctas. Todos esos detalles, junto con sus conclusiones y opiniones, son los que componen sus obras que, por otro lado, constituyen la principal fuente de información de que disponemos sobre su vida.

Entre sus maestros se encuentran, según sus propias declaraciones: Abū l-’Abbās al-Nabātī, Ibn aŶŶāŶ al-Išbīlī y ‘Abd Allāh b. āli al-Kuttāmī. El primero de ellos es el gran botánico sevillano -más conocido como Ibn al-Rūmiyya- (m. 637/1239), autor del Kitāb al-Rila (Libro del Viaje), en el que están recogidas todas las experiencias que Abū l-’Abbās vivió en el Norte de África y Oriente, entre los años 612/1215 y 614/1217, lo que situaría a Ibn al-Bayār en Sevilla antes y después de esa fecha, puesto que conocía las herborizaciones realizadas por su maestro en el viaje. Del segundo de ellos no tenemos noticias, Ibn al-Bayār habla de él una sola vez en el Kitāb al-Ŷāmi’, para declarar que fue su maestro, pero no hay citas suyas, ni le se conoce actividad alguna, lo que nos lleva a pensar que el nombre debe estar mal escrito y se ha leído Ibn aŶŶāŶ en vez de Abū aŶŶāŶ, a quien podríamos identificar con Abū aŶŶāŶ Yūsuf Ibn Mūrāīr (m. 617/1220), excelente médico de origen valenciano que estuvo al servicio de los sultanes almohades, lo que situaría a Ibn al-Bayār en Marrakex antes de 617/1220. El tercero de sus maestros es Abū Muammad ‘Abd Allāh b. āli al-Kuttāmī, médico andalusí emigrado al Norte de África (Marrakex, Fez) y experto conocedor de las plantas a quien el propio Ibn al-Bayār da el sobrenombre de al-’Aššāb (el botánico).

Así pues, Ibn al-Bayār, después de herborizar por algunas de las ciudades andaluzas (Málaga, Granada, Sevilla) y animado por las experiencias de su maestro Abū l-’Abbās, decidió emprender el camino hacia tierras orientales. Comenzó por el Norte de África (c. 616/1219), donde permaneció varios años estudiando con sus otros dos maestros y dedicándose a herborizar por todo el Magreb (Marrakex, Bugía (1220), Constantina, Túnez, Trípoli, Barca). Después visitó Grecia (Sicilia), Asia Menor (Antioquía) y Oriente Medio (Armenia, Libano, Iraq, Arabia), estableciéndose en El Cairo, donde fue acogido por el sultán ayyubí al-Malik al-Kāmil Nar al-Dīn Muammad b. Abī Bakr (615/1218-635/1237), quien lo nombró jefe de los botánicos y farmacéuticos de toda la región. En 633/1235, se trasladó a Damasco, acompañando a al-Malik al-Kāmil que debía hacerse cargo del gobierno de Siria y, a partir de esa fecha, su vida transcurrió entre estos dos países ya que, a la muerte de al-Kāmil, continuó al servicio de su hijo al-Malik al-āli NaŶm al-Dīn Ayyūb (m. 647/1249) y siguió disfrutando de los mismos privilegios que en la etapa anterior.

Ibn al-Bayār, además de sus actividades como botánico y farmacólogo real, se dedicó a herborizar por todas las comarcas egipcias y sirias, y se relacionó con personajes destacados del mundo de las ciencias que -según él mismo cuenta- le proporcionaron valiosas informaciones: en Bagdad, estuvo con Abū ‘Alī TāŶ al-Dīn al-Bulgārī (m. a. 640/ 1242) y en Egipto, con Abū l-FaraŶ ‘Abd al-Laīf al-arrānī (m. 672/1273) y Nafīs al-Dīn Hibat Allāh Ibn al-Zubayr (m. 636/1238), entre otros.

Nuestro autor también se preocupó de formar discípulos que continuaran con su labor; entre ellos se encuentran el gran historiador de la ciencia Ibn Abī Uaybi’a (m. 668/1270) y el médico ‘Izz al-Dīn al-Suwaydī (m. c. 690/1291), aunque sólo se nos han conservado noticias sobre las relaciones de Ibn al-Bayār con el primero de ellos quien -en la biografía que dedica a su maestro en su ‘Uyūn al-anbāÿ- nos informa de la gran inteligencia y formación de Ibn al-Bayār, así como de sus buenas cualidades humanas y su buen talante, y de las herborizaciones que ambos habían realizado juntos en Damasco, donde se conocieron el año 633/1235.

Ibn al-Bayār murió de repente en Damasco en 646/1248, tras haber ingerido una planta venenosa.

Compuso numerosas obras sobre farmacología aunque no hay certeza de que sean suyas todas las que se le han atribuido, ni siquiera de que esas obras hayan existido realmente, a veces no son nada más que variantes de un mismo título o títulos diferentes para referirse a una misma composición. Hay tres obras de las que no existe ninguna duda ya que son mencionadas por el propio Ibn al-Bayār en su Kitāb al-Ŷāmi’: se trata del Kitāb al-Ibāna y del Kitāb al-Mugnī.

El Kitāb al-Ibāna fue escrito -tal como indican su título y el propio autor- para completar las carencias y corregir los errores del MinhāŶ al-bayān de Ibn Yazla (m. 493/1100); se ocupa sólo de los simples referidos a las plantas y su finalidad es introducir numerosos términos técnicos a partir del griego, latín (lengua vulgar de al-Andalus), beréber, siriaco, persa, turco e indio. Ésta es una de las obras que su discípulo Ibn Abī Uaybi’a estudió en Damasco directamente con él (633/1235) y estaba dedicada a su protector al-Malik al-Kāmil. Fue compuesta entre 622/1226 y 633/1235.

El Kitāb al-Mugnī es una colección de medicamentos simples ordenada alifáticamente y dividida en veinte capítulos, clasificados según los órganos doloridos. El tratado es de suma importancia para el estudio de la terapéutica y, en ocasiones, también incluye algunas descripciones botánicas. Fue compuesto a instancias de su segundo protector, al-Malik al-āli, en torno al año 636/1238.

El Kitāb al-Ŷāmi’ es un diccionario de medicamentos simples (vegetales, animales y minerales) ordenado alifáticamente, en el que el autor está más interesado por la lingüística, la botánica y la ecología que por las cuestiones meramente médicas; entre sus objetivos principales —además de introducir términos técnicos nuevos: griegos, latinos (andalusíes), beréberes, siriacos, persas, turcos e indios— está la recopilación de información a partir de autores y obras especializados en la materia. Este tratado es uno de los mayores y mejores que se han compuesto sobre el tema, y tuvo una gran trascendencia entre los autores de todos los tiempos. Otro de sus valores fundamentales es que, al recoger citas textuales de más de un centenar de autores —algunas veces en primera persona— ha permitido conservar obras perdidas. Está también dedicado a al-Malik al-āli aunque fue escrito con posterioridad al anterior, en la etapa final de su vida, después del año 640/1242.

Su discípulo Ibn Abī Uaybi’a dice que escribió, además, el ar kitāb Diyasqūrīdūs —dedicado a explicar los términos griegos mencionados por Dioscórides y a dar sus equivalentes árabes, latinos (andalusíes) y beréberes; fue escrito en Egipto sobre el año 623/1226— y el Kitāb al-Af’āl al-garība wa-l-jawwā al-’aŶiba fī l-ibb, en el que Ibn al-Bayār debió recoger todas aquellas particularidades raras y extraordinarias de los medicamentos que estudió, pero no se ha conservado ninguna otra noticia respecto a esta obra.

También se le han atribuido a Ibn al-Bayār otra serie de título de cuya veracidad no tenemos ninguna certeza ya que, en ocasiones, se trata de copias fragmentarias de alguna de las obras mencionadas o, simplemente, de obras compuestas por otros autores que, por la afinidad temática, se le han atribuido a Ibn al-Bayār. Algunos de estos títulos son: Mizān al-abīb, Risāla fī tadāwī l-sumūm, al-Taḏkira fī l-ibb, Maqāla fī l-laymūn, Ŷāmi’ al-manāfi’ al-badaniyya, Risāla fī l-mawāzīn wa-l-makāyīn, Mu’ālaŶāt Ibn al-Bayār, Tufat al-arīb.

Obras de ~: Kitāb al-Ibāna wa-l-i’lām bi-mā fī l-MinhāŶ min al-jalal wa-l-awhām: “Ibn al-Bayār: Fīkitāb «al-Ibāna wa-l-i’lām bi-mā fī l-MinhāŶ min al-jalal wa-l-awhām», dirāsa fī l-kitāb wa-l-taqīq li-manāḏiŶ min muwādda”, estudio y edición parcial de Ibrāhīm b. Murād, en Buūr fī taÿrīj al-ibb wa-l-aydala ‘inda al-’arab, Beirut, Dār al-Garb al-Islāmī, 1411 H./1991 C., págs. 465-556; ar kitāb Diyasqūrīdūs: Tafsīr kitāb Diyāsqūrīdūs (Commentaire de la "Materia Medica" de Dioscoride), estudio y edición de Ibrāhīm b. Murād, Beirut, Dār al-Garb al-Islāmī, 1989; Die Dioskurides-Erklärung des Ibn al-Baiār: ein Beitrag zur arabischen Pflanzensynonymik des Mittelalters, texto árabe, comentario y traducción alemana de Albert Dietrich, Göttingen,Vandenhoeck & Ruprecht, 1991; Mufradāt Diyasqūrīdūs kamā ‘aharat fī “Kitāb al-mufradāt li-Ibn al-Bayār”, edición parcial de Muammad Nā’ir Sankarī, Alepo, Ma’had al-Tura al-’Ilmī al-’Arabī, 1991; Kitāb al-Mugnī fī l-adwiya al-mufrada (inéd.); Kitāb al-Ŷāmi’ li-mufradāt al-adwiya wa-l-agḏiya: Elenchus materiae medicae Ibn Beitharis Malacensis: specimen primum secundum (...), traducción latina (letras alif y bāÿ) de Friedrich Reinhold Dietz, Leipzig, Hartung, 1833; Grosse Zusammenstellung über die Kräfte der Bekannten einfachen Heil- und Nahrungsmittel, traducción alemana de Joseph v. Sontheimer, 2 vols., Stuttgart, Hallberger'sche Verlagshandlung, 1840-42; al-Ŷāmi’ li-mufradāt al-adwiya wa-l-agḏiya, 4 partes en 2 vols., Būlāq, 1291 H./1874 C. [reproducido en Bagdad, Maktaba al-Muanna, 196?; Frankfurt am Main, Institute for the History of Arabic-Islamic Science at the Johann Wolfgang Goethe University, 1996]; Traité des Simples, traducción francesa fragmentada de Lucien Leclerc, Notices et Extraits des Manuscrits de la Bibliothèque National et outres Bibliothèques publies par l'Institut Nationale de France, XXIII, XXV y XXVI, París, Imprimerie National, 1877-1883 [reproducido en París, Institut du Monde Arabe, 1987; Frankfurt am Main, Institute for the History of Arabic-Islamic Science at the Johann Wolfgang Goethe University, 1996]; al-Durra al-bahiyya fī manāfī’ al-abdān al-insāniyya wa-huwa mujtaar Mufradāt al-abīb al-māhir (...) b. al-Bayār al-Mālaqī al-Andalusī al-mutawaffī 646 H., edición de Muammad ‘Abd Allāh al-Gazzālī, Beirut, Dār al-’Ilm li-l-Ŷamī’, 19873; Tanqī al-Ŷāmi’ li-mufradāt al-adwiya wa-l-agḏiya (Traité des simples d'Ibn al-Baïtār de Malaga), edición parcial de M. al-’Arbī al-Jaḍḍābī, Beirut, Dār al-Garb al-Islāmī, 1410 H./1990 C.; al-Ŷāmi’ li-mufradāt al-adwiya wa-l-agḏiya, 4 tomos en 2 vols., Beirut, Dār al-Kutub al-’Ilmiyya, 1412 H./1992 C.; Tufat Ibn al-Bayār fī l-’ilāŶ bi-l-a’šāb wa-l-nabātāt, ed. parcial de Abū Mu’ab al-Badrī, El Cairo, Dār al-Fāila, 1992; El Kitāb al-Ŷāmi’ li-mufradāt al-adwiya wa-l-agḏiya de Ibn al-Bayār: letra "Ba", ed., trad. y estudio de M.ª Angeles Navarro, tesis doctoral leída en el Departamento de Estudios Semíticos de la Universidad de Granada 13.XI.1997; Kitāb al-Ŷāmi’ li-mufradāt al-adwiya wa-l-agḏiya: Colección de medicamentos y alimentos, introducción, edición crítica, trad. e índices de las letras "ād y ād" por A. M.ª Cabo González, Sevilla, Mergablum, 2002; Kitāb al-Af’āl al-garība wa-l-jawwā al-’aŶiba fī l-ibb (inéd.).

Bibl.: M. qil, Saydaliyyāt al-’aḍḍār min muŶarrabāt Ibn al-Bayār, Beirut, Dār al-Maayya al-Bayāÿ, 1421 H./2001 C.; C. Brockelmann, Geschichte der Arabischen Litteratur, Leiden, E. J. Brill, 1943-1949; 1937-1942, I, págs. 647-648 (n.º 32), suplemento I, págs. 896-897; Los naturalistas hispano-musulmanes de al-Andalus, Tetuán, Instituto General Franco para la Investigación, 1947, págs. 74-77; J. Cola Alberich, Ante el séptimo centenario de la muerte de Ibn Al-Baytar, trad. árabe de Nayib Abumalham, Tetuán, Imprenta Cremades, 1948; C. Dubler, “Ibn al-Bayār en armenio”, en Al-Andalus, 21 (1956), págs. 125-130; M. Casiri, Bibliotheca Arabico-Hispana Escurialensis, Osnabrück, Biblio Verlag, 1969 [reprod. de Madrid, 1760-1770], I, págs. 276-280; M. Ullmann, Die Medizin im Islam. Leiden-Köln, E.J. Brill, 1970, págs. 165, 202, 280-284; A. al-F al-ŶumblĀŪ, ‘A/al-TawĀnisŪ, Ibn al-Bayār al-Andalusī: a’’am aydalī fī l-Islām, El Cairo, Maktabat al-AnŶlu al-Miriyya, 1973, espec. págs. 61-107; F. J. Simonet, Glosario de voces ibéricas y latinas usadas entre los mozárabes, Beirut, Librairie du Liban, 1975 [reimpr. de Madrid, 1888], págs. XXV, LXXXVII-LXXXVIII, XCVI, XCVII, CIV, CL, CLI, CLII; F. Wüstenfeld, Geschichte der Arabischen Aerzte und Naturforscher, Hildesheim-New York, Georg Olms Verlag, 1978 [reimpr. de Göttingen, 1840], págs. 130-131 (n.º 231); L. Leclerc, Histoire de la médicine arabe. Exposé complet des traductions du grec. Les sciences en Orient, leur transmission a l'Occident par les traductions latines, Rabat, Ministère des Habous et des Affaires Islamiques, 1980 [reed. de París, 1876], II, págs. 225-237; C. Peña et al., "Corpus medicorum arabico-hispanorum", en Awrāq, 4 (1981), págs. 100-102 (nº 38); J. L. Carrillo y M. P. Torres, Ibn al-Baytar y el arabismo español del siglo XVIII: edición trilingüe del prólogo de su “Kitab al-Chami”, Benalmádena, Ayuntamiento, 1982, espec. págs. 15-20, 37-44; ĀŶŶŪ JalŪfa, Kašf al-’unūn ‘an asāmī l-kutub wa-l-funūn, Beirut, Dār al-Fikr, 1402 H./1982 C., I, págs, 51, 383, 534, 574-575; II, págs., 1388, 1575, 1732, 1749, 1772, 1773, 1870-1871; IV, pág. 529; F. Guillén Robles, Málaga musulmana, Málaga, Ed. Arguval, 1984 [reimpr. de Málaga, 1880], II, págs. 631-638; ;I. B. MurĀd, Tafsīr Kitāb Diyāsqūrīdūs, págs. 7-41; “Ibn al-Bayār: Fī kitāb «al-Ibāna wa-l-il’ām»”, págs. 465-474; “al-Maādir al-tūnisiyya fī kitāb «al-Ŷāmi’» li-Ibn al-Bayār”, en Buūr fī taÿrīj al-ibb wa-l-aydala, págs. 31-177; “al-Muṣḍala al-’aŶamī ‘inda Ibn al-Bayār”, en al-Muṣḍala al-’aŶamī fī kutub al-ibb wa-l-aydala al-’arabī, Beirut, Dār al-Garb al-Islāmī, 1985, I, págs. 169-226; M. P. Torres Palomo, “Autores y plantas andalusíes en el Kitāb al-Ŷāmi’ de Ibn al-Bayār”, en Actas del XIII Congreso de la Union Européenne d’Arabisant et Islamisants (Málaga, 1984), Madrid, Unión Europea de Arabistas e Islamólogos, 1986, págs. 697-712; Ibn AbŪ Uaybi’a, ‘Uyūn al-anbāÿ fī abaqāt al-aibbāÿ, 3 ts. (con paginación independiente) en 1 vol, Beirut, Dār al-Ṯaqāfa, 1408 H./1987 C., t. III, cap. XIV, págs. 220-222; Traité des Simples, prólogo de Simone Zakki y págs. IV-XVI; al-MaqqarŪ,: Naf al-īb min gun al-Andalus al-raīb, ed. Isān ‘Abbās, Beirut, Dār ādir, 1988, II, págs. 691-692 (n.º 304), III págs. 185, 377 (n.º 161); F. Segura Pérez, “Fuentes para el estudio de los minerales en el Kitāb al-Ŷāmi’ de Ibn al-Bayār”, Ciencias de la naturaleza en al-Andalus. Textos y Estudios III, Granada, Consejo Superior de Investigaciones Científicas, 1994, págs. 295-316; ‘ŪsÀ Bik, A.: Taÿrīj al-nabāt ‘inda l-’arab, anotación e índices de Amad ‘Abd al-Tawwāb ‘Awa, El Cairo, Dār al-Faīla, 1995, págs. 150-152; M. A. Navarro, “Clasificación temática de las fuentes del Kitāb al-Ŷāmi’”, en VV. AA., Ciencias de la naturaleza en al-Andalus. Textos y Estudios IV, Granada, Consejo Superior de Investigaciones Científicas, 1996, págs. 215-234; ‘Abdallāh Ibn Amad Ibn al-Bayār (d. 646/1248): texts and studies, collected and reprinted by Fuat Sezgin in collaboration with Mazen Amawi, Carl Ehrig-Eggert, Eckhard Neubauer, 2 vols., Frankfurt am Main, Institute for the History of Arabic-Islamic Science, 1996; A. M. Cabo González, “El reino animal en el Kitāb al-Ŷāmi’: fuentes utilizadas por Ibn al-Bayār”, en Ciencias de la naturaleza en al-Andalus. Textos y Estudios V, Granada, Escuela de Estudios Árabes, 1998, págs. 21-55.

Eloísa Llavero Ruiz