Ayuda

José Antonio de Orozco y Zuñiga

Biografía

Orozco y Zúñiga, José Antonio de. Manila (Islas Filipinas), 25.V.1810 – Madrid, 7.V.1881. Teniente general, senador y caballero Laureado de San Fernando.

Ingresó a los doce años como cadete de cuerpo en el Batallón del Príncipe Fernando, de guarnición en Manila.

En 1829 embarcó hacia España y a su llegada se le concedió destino en el Regimiento de Extremadura, alcanzando dos años después el empleo de subteniente, con el que enseguida comenzó a luchar en la guerra civil, en la que se cubrió de gloria y alcanzó todos los empleos hasta teniente coronel inclusive por méritos de guerra.

En la acción librada en la sierra de Burgos el 24 de noviembre de 1834 cayó gravemente herido, tardando en recuperarse hasta el mes de junio del año siguiente, incorporándose con la herida todavía abierta al 2.º Batallón del 4.º Regimiento de la Guardia Real de Infantería, al que había sido destinado.

Al año siguiente estuvo presente en la batalla de Mendigorría, en el levantamiento del tercer sitio de Bilbao y en la batalla de Luchana, siendo ascendido a teniente en diciembre de 1836.

En la acción de Santa Marina y Galdácano, el 10 de marzo de 1837, ganó la Cruz de San Fernando de 1.ª Clase, combatiendo más tarde en Zornoza y en las líneas de San Sebastián. En la toma de Urnieta cayó nuevamente herido y ganó el empleo de primer comandante, asistiendo con el brazo en cabestrillo el 29 de mayo siguiente a la toma de Andoain, como ayudante de campo del general Ceballos-Escalera, demostrando un gran valor en dicha acción, por lo que fue recompensado con la Cruz de San Fernando de 2.ª Clase, Laureada.

En 1838 combatió en Medianas y Bortedo, en el sitio y toma de Peñacerrada y en La Población, el 16 de diciembre, recibiendo una herida en una pierna en esta última acción. Un año después estuvo presente en el sitio y toma de los fuertes de Ramales y Guardamino, en las acciones de Villarreal de Arlabán, San Antonio de Urquiola y Urdax, en la que fue obligado don Carlos a internarse en Francia. Seguidamente pasó a Cataluña como jefe de Estado Mayor de la División de Vanguardia del Ejército Expedicionario, interviniendo en la acción de Peracamps (Lérida), en la que resultó contuso de bala en un pie y ganó el empleo de mayor de batallón.

Luchó en 1840 en Solsona, Peracamps y Hostal del Boix, recibiendo en esta última acción un balazo que le atravesó la mandíbula y le salió por el cuello, cuando al atacar el enemigo con gran violencia la retaguardia y caer muerto el jefe de esta brigada, al frente de dos compañías consiguió contener a los carlistas dando tiempo al Ejército a reaccionar. No repuesto todavía de la herida, intervino en la batalla de Peracamps, por la que fue premiado con el empleo de teniente coronel.

Al finalizar la guerra se le nombró jefe de Estado Mayor de la 2.ª División del 2.º Cuerpo de Ejército, a la que se incorporó en Valladolid, confiándosele en el mes de septiembre de 1841 el mando del Regimiento Provincial de Plasencia, del que al año siguiente pasó al de Burgos, en el que en mayo obtuvo el empleo de coronel.

El alzamiento de 1843 contra Espartero le sorprendió de guarnición en Burgos, siendo relegado a la situación de reemplazo, en la que permaneció hasta que en diciembre de 1846 se le concedió el mando de un regimiento de reserva y en junio del año siguiente el empleo de brigadier, pasando a la situación de cuartel en Burgos.

En 1850 fue nombrado comandante general de la provincia de Soria, en 1852 de Cáceres y al año siguiente de Lugo, obteniendo en septiembre de 1854 el empleo de mariscal de campo y el nombramiento de segundo cabo del Distrito de Burgos. Los años siguientes fue subinspector de la Milicia Nacional de la provincia de Burgos (1855) y segundo cabo de Cataluña (1855) .

En 1859 intervino en la Guerra de África al frente de la 1.ª División del 2.º Cuerpo de Ejército, recibiendo al año siguiente la Cruz de San Fernando de 3.ª Clase como recompensa por su intervención en la batalla de Sierra Bullones, el 9 de diciembre de 1859, y el ascenso a teniente general por su destacado comportamiento en la batalla de Tetuán, el 4 de febrero del año siguiente. Nombrado capitán general de Vascongadas, se le relevó del cargo en 1864 debido a su mal estado de salud.

Fue senador por Lérida en las legislaturas 1877- 1879 y 1879-1881, así como gentilhombre de Su Majestad el Rey y presidente del Consejo Supremo de Guerra y Marina, cargo que desempeñaba al morir.

 

Fuentes y bibl.: Archivo General Militar (Segovia), Secc.1.ª, leg. O-532.

P. Chamorro Baquerizo, Estado Mayor General del Ejército español, t. V, Madrid, Imprenta de Tomás Fortanet, 1851- 1854; J. L. Isabel Sánchez, Caballeros de la Real y Militar Orden de San Fernando. Infantería, t. I, Madrid, Ministerio de Defensa, 2001.

 

José Luis Isabel Sánchez