Ayuda

Blasco

Biografía

Blasco. Blasco de Portugal. ?, p. s. xiv – XI.1351- II.1352. Arcediano, canónigo y obispo de Segovia.

Eclesiástico nombrado obispo de Segovia por Clemente VI el 30 de mayo de 1351. Este prelado aparece citado en la documentación como Blasco o Valascus, su variante latina, siendo de interés indicar que algunos historiadores se refieren a él como Blasco o Velasco. Por lo que respecta a su apelativo “de Portugal”, éste proviene de la indicación portugalensis contenida en un registro conservado en la catedral de Segovia que permite suponer, sin otras referencias que lo confirmen, su posible origen lusitano. En el momento de su designación para la sede segoviana, Blasco tenía el grado de diácono, ocupaba el arcedianato de Alcaraz en Toledo y gozaba además de otros beneficios eclesiásticos entre los que se pueden citar una canongía en Sevilla y una porción en la catedral de Cuenca. Apenas dos semanas después de su nombramiento, Blasco de Portugal se comprometió a entregar a la Cámara Apostólica los 1.320 florines del servicio común y los cinco servicios menudos que los obispos de Segovia estaban obligados a pagar a la curia pontificia al acceder a su dignidad, pero su temprana muerte le impidió efectuar pago alguno. Uno de los primeros asuntos que demandaron la atención del obispo de Segovia fue el señorío a su cargo. En las Cortes celebradas en Valladolid en 1351 Blasco obtuvo de Pedro I una serie de documentos que confirmaban los privilegios de que gozaban sus vasallos y los protegían de las agresiones de los concejos vecinos. Durante su breve episcopado Blasco recibió dos mandatos pontificios.

El primero consistió en la entrega de la iglesia parroquial de Lillo a su nuevo rector, y el segundo en favorecer la visita que el procurador del cardenal Gil de Albornoz debía realizar al arcedianato de Alcaraz, territorio que había estado precisamente bajo la jurisdicción del prelado hasta su acceso a la sede segoviana.

Blasco murió tras un breve episcopado de poco más de seis meses. Aunque se desconoce el momento exacto de su fallecimiento, éste debió de producirse entre noviembre de 1351, cuando el obispo deja de aparecer en la documentación, y febrero de 1352, momento en el que fue nombrado su sucesor, Pedro Gómez Gudiel.

 

Bibl.: D. de Colmenares, Historia de la insigne ciudad de Segovia y compendio de las historias de Castilla, vol. I, Segovia, Diego Díez, 1637 (nueva ed. y anot., Segovia, Real Academia de Historia y Arte de San Quirce, 1969-1970), págs. 491 y ss.

 

Bonifacio Bartolomé Herrero