Ayuda

Luis María Antón del Olmet y López

Biografía

Antón del Olmet y López, Luis María. Bilbao (Vizcaya), 20.I.1886 – Madrid, 2.III.1923. Periodista y escritor.

Nacido en Bilbao de forma casual, pertenece a una familia de tradición política y literaria. Su padre, Fernando Antón del Olmet, fue poeta y ocupó altos cargos en Hacienda; su hermana Casilda, que recibió el nombre de su madre, Casilda López, escribió poesía, y su hermano mayor, Fernando, marqués de Dos Fuentes, fue diplomático y un conocido político nacionalista español. Antón del Olmet cursó la carrera de Leyes, pero su principal dedicación fueron siempre el periodismo y la política, desde un marcado conservadurismo monárquico y un exacerbado nacionalismo, lo que le llevó a colaborar en periódicos de esa tendencia como La Época, El Mundo o ABC. Ya en su primer libro, De la vida bohemia, recoge crónicas periodísticas en defensa de la política del Partido Conservador.

El 21 de agosto de 1909, casó con Mercedes Aznar Nagusia. Desde su fundación en 1910, entró como redactor de El Debate, y lo dirige desde agosto de 1911, año en que acude a Melilla como corresponsal.

Famoso en la época por su carácter bravucón y pendenciero, dejó muestras de él durante su etapa al frente de El Debate, al batirse en duelo con varios redactores del periódico republicano España Nueva.

Dejó, además, una extensísima obra impresa en libro, en la que se unen novelas extensas y cortas, libros de crónicas, panfletos políticos y biografías. En 1912, inicia con Galdós la serie de biografías patrióticas Los Grandes Españoles, escritas inicialmente con Arturo García Carraffa y luego con José de Torres Bernal, y que se extenderán a lo largo de trece volúmenes, haciendo muy popular su nombre en la época. Desde los años diez y hasta su muerte colabora frecuentemente en casi todas las colecciones de novela corta de la época —El Cuento Semanal, Los Contemporáneos, La Novela Corta, La Novela Semanal, La Novela con Regalo, La Novela Selecta, El Libro Popular, Biblioteca Patria—, y será en una de ellas en la que publique en 1912 su relato más recordado, La verdad en la ilusión, novela de anticipación situada en un Madrid futurista. Hacia 1912 comienza a colaborar con enorme éxito en ABC como corresponsal en Lisboa durante la República, crónicas que reunió en Nuestro abrazo a Portugal (1912), y en Tetuán, del que resultó Tierra de promisión (1913), libro en el que defiende una política nacionalista de intervención española en Marruecos. Sus populares crónicas parlamentarias dirigidas contra los gobiernos de Canalejas y Romanones fueron recogidas en Política de fandango y gobierno de castañuelas (1914). Culmina esta etapa de popularidad creciente como defensor de la política del Partido Conservador dirigido por Eduardo Dato con la consecución de un acta de diputado a Cortes por Padrón, región a la que le unía un especial afecto, nombrado por el ministro de Gobernación, José Sánchez Guerra. Funda entonces para defender la política datista El Parlamentario, que dirigirá hasta 1917, y en el que hizo gala además de ardiente germanofilia.

Ejerció, además, por estos años como secretario de ministros y como jefe del Gabinete de Prensa del Ministerio de la Gobernación. Dejó memoria de toda esta etapa en Los idóneos. Recuerdos de un ex secretario político. Intimidades del partido llamado conservador, donde rompía con los que habían sido sus protectores.

A partir de entonces, publicó algunas novelas abiertamente políticas, como Otra España (1917), centrada una vez más en la política conservadora de los años precedentes, y San Dinerito (La cuenta corriente de Alonso Quijano) (1919), novela sobre el contrabando fronterizo con Francia durante la Primera Guerra Mundial, que acaba convirtiéndose en una propuesta de regeneración nacional a través del espíritu capitalista. Desde principios de los años veinte, probará suerte en el teatro, y será uno de sus colaboradores en las tablas, Alfonso Vidal y Planas, quien en 1923 lo asesinó a tiros en el teatro Eslava, violento final de una sórdida historia en la que aparentemente se mezclaban los celos por la relación de Olmet con la amante de Planas, Elena Manzanares, y la venganza por la constante humillación a que era sometido por el periodista conservador.

 

Obras de ~: El libro de la vida bohemia, Madrid, Establecimiento Tipográfico de Jaime Ratés, c. 1909; Mi risa (crónicas ejemplares), Madrid, Imprenta de Alrededor del mundo, 1911; La verdad en la ilusión (novela), Madrid, Los Contemporáneos, 1912; Nuestro abrazo a Portugal (Catecismo de la raza), Madrid, Imprenta de Alrededor del Mundo, 1912; con A. García Carraffa, Galdós, Madrid, Imprenta de Alrededor del Mundo, 1912; Tierra de promisión (Catecismo de la raza), Madrid, González y Giménez, impresores y editores, 1913; Política de fandango y gobierno de castañuelas, Madrid, Imprenta de Juan Pueyo, 1914, 2 vols.; Otra España (novela), Madrid, Los Contemporáneos, 1917; Los idóneos: Recuerdos de un ex secretario político. Intimidades del partido llamado conservador, Madrid, Imprenta de Juan Pueyo, c. 1918; San Dinerito (La cuenta corriente de Alonso Quijano). (Novela española), Madrid, Editorial Magna Iberia, 1919; con A. Vidal y Planas, El señorito Ladislao, drama en tres actos, Madrid, Imprenta de J. Amado, 1922.

 

Bibl.: A. Teixeira, La muerte de Luis Antón del Olmet, Madrid, Imprenta de Juan Pueyo, c. 1924; VV. AA., Enciclopedia Universal Ilustrada Europeo-Americana, t. XXXIX, Madrid, Espasa Calpe, 1964, pág. 1143; F. C. Sainz de Robles, “Luis Antón del Olmet (Bilbao, 1883-Madrid, 1923)”, en Raros y olvidados (la promoción de “El Cuento Semanal”), Madrid, Prensa Española, 1971, págs. 137-139; A. Corina, Relación de Galdós con su época (1900-1920). Aportación a una historia menor de la literatura española a través de López Pinillos, Antón del Olmet y Tomás Borrás, Las Palmas de Gran Canaria, Cabildo Insular de Gran Canaria, 1994; V. Ramírez Martín, "Luis Antón del Olmet y López: un diputado en los estertores de la bohemia", en Revista de Literatura, vol. 82, núm. 163 (2020), págs. 187-214.

 

Eduardo Hernández Cano