Ayuda

Juan Ramírez Mejandre

Biografía

Ramírez Mejandre, Juan. Bordalba, Calatayud, (Zaragoza), 23.III.1680 – Zaragoza, 15.VII.1739.

Maestro escultor por el gremio de carpinteros y escultores de Zaragoza. Fundador de la Academia Particular de Dibujo de Zaragoza, 1714-1739.

Su figura resulta casi exclusivamente conocida como fundador de la Academia de Dibujo de Zaragoza: Ceán Bermúdez introdujo en la biografía de “Juan Ramírez” el capítulo correspondiente a la Historia de la real academia de San Luis de Zaragoza. Toda la documentación del siglo xviii reconoce en la Academia de los Ramírez los prolegómenos de la Real Academia de Bellas Artes de San Luis de Zaragoza (1793). Su obra escultórica Ramírez, documentada y conservada, demuestra su anhelo y práctica en el ideal academicista, principios que supo inculcar a sus hijos José y Manuel, también escultores y académicos de mérito de la Real Academia de Bellas Artes de San Fernando, y Juan, pintor, académico supernumerario de la citada institución.

Su hija Teresa se casó con el escultor zaragozano Félix del Plano. Por tanto, Juan formó una destacada saga de artistas, descollando, entre todos, su hijo José.

En su juventud se trasladó a Zaragoza y, como dice Ceán, es muy posible que Juan Ramírez se formase en el taller del reconocido escultor Gregorio de Messa, también oriundo de Calatayud y formado en Toulouse (Francia). Ramírez alcanzó el título de Maestro Escultor concedido por el gremio de carpinteros y escultores de Zaragoza, c. 1704, pero al año siguiente ya lo vemos situado en las proximidades del Pirineo oscense. Retornó casado y con dos hijos a Zaragoza en 1714. En 1721 su taller estaba abierto en la calle de la Albardería, parroquia de San Pablo y desde 1723 en la Plaza de San Diego, parroquia de San Gil. Además de sus dotes para la escultura, su gran mérito radica en que al mismo tiempo que seguía vinculado al gremio zaragozano, asistió regularmente a las juntas de 1714, 1715, 1719, 1725 y 1728, mantuviese con tesón su Academia Particular de Dibujo durante veinticinco años, en la calle y parroquia de San Andrés, actividad que prolongó su hijo José durante aproximadamente otros catorce años.

Ramírez supo compaginar sin crispación, en la teoría y en la práctica, la tradición gremial con los aires renovadores que representaba su academia, más próxima al modelo europeo. A ella —decía Ceán— “concurrían los profesores y discípulos de aquella ciudad a dibuxar principios, y a estudiar y modelar por el natural”. El mismo autor señalaba que “daba razón del desnudo y trazaba los paños con mas inteligencia que otros”, características que se pueden observar en las pocas obras documentadas con que contamos en la actualidad dado que han desaparecido en la ciudad de Zaragoza prácticamente todos los conventos antiguos. Su escuela la hemos definido como un proyecto educativo que contaba con un plan docente (estudio teórico-práctico del dibujo y del modelo al natural —importancia del estudio de la anatomía y el desnudo—) y un profesorado especializado.

Sus principios académicos quedaron materializados en el Cristo del baldaquino del trascoro de la Seo zaragozana, inaugurado en 1731. Se trata de un Cristo resucitado, casi desnudo, que sale triunfante de su sepulcro, en actitud de bendecir. Si olvidamos su sentido cristiano, hallamos un Apolo, versión barrocoacadémica del Apolo clásico. Obra en madera dorada, de evocación broncínea, incide en ella con especial fuerza los efectos luminosos de la luz natural que como potente foco la iluminan intensamente al atardecer, característica que nos retrotrae a la influencia del napolitano-romano Giovanni Lorenzo Bernini.

 

Obras de ~: Remate de la verja del coro, La Seo, Zaragoza, 1721-1722. Comprende las imágenes del Salvador, San Pedro y San Pablo y putti entre cartelas decorativas; imagen de Cristo resucitado como remate del baldaquino del trascoro, La Seo, Zaragoza, 1725-1731.

 

Bibl.: J. A. Ceán Bermúdez, Diccionario Histórico de los mas ilustres profesores de Bellas Artes en España, Madrid, Ibarra, 1800; J. L. Morales y Marín, Escultura aragonesa del siglo xviii, Zaragoza, Librería General, 1977; B. Boloqui Larraya, “Juan Ramírez escultor zaragozano en el siglo xviii”, en Cuadernos de Investigación, (Logroño), 2 (1975); “Estudio histórico-documental sobre la escultura de los Ramírez en las iglesias de Zaragoza”, en Seminario de Arte Aragonés, XXII a XXIV, (1977); Escultura zaragozana en la época de los Ramírez, 1710-1780, Granada, Ministerio de Cultura, 1983; J. J. Martín González, Escultura barroca en España, 1600-1770, Madrid, Cátedra, 1983; A. Ansón Navarro, Academicismo y enseñanza de las Bellas Artes durante el siglo xviii. Precedentes, Fundación y Organización de la Real Academia de Bellas Artes de San Luis, Zaragoza, Diputación, 1993; B. Boloqui Larraya, “Escultura académica aragonesa del siglo xviii. Su relación con la corte” y m. García Guatas, “La enseñanza artística en Zaragoza”, en Las artes plásticas en Aragón durante el siglo xviii, Zaragoza, Institución Fernando el Católico, 1995.

 

Belén Boloqui Larraya