Ayuda

Eduardo Bermúdez Reina

Biografía

Bermúdez Reina, Eduardo. Sevilla, 9.XI.1831 – Madrid, 24.V.1899. Teniente general del Ejército y ministro de la Guerra.

Sus padres fueron Fernando Bermúdez de Figueroa y María de la Concepción de Reina y Chocano. Ingresó en el Colegio de Artillería y Academia de Segovia el 17 de diciembre de 1844. Ascendió a subrigadier el 17 de diciembre de 1847 y a subteniente alumno el 18 de diciembre de 1848. Dejó la Academia a finales de ese año, para pasar a la Escuela Práctica, donde fue nombrado teniente el 23 de diciembre de 1850, pasando al 3.er Regimiento a Pie acantonado en Sanlúcar de Barrameda como escolta de los duques de Montpensier. El 16 de diciembre de 1851 fue destinado a la Brigada Montada del Tercer Departamento, de guarnición en Sevilla, y el 15 de agosto de 1853 obtuvo el grado de capitán de Infantería sin antigüedad, por gracia especial. El 17 de julio de 1854 formó parte, como secretario del comandante general de Artillería, de la división que se formó en Sevilla para dirigirse a Madrid con motivo de la revolución, a las órdenes del teniente general Domingo Dulce. Desempeñó dicho cargo hasta que el 1 de septiembre fue disuelta la división, y quedó en Madrid prestando servicio en la primera batería de su brigada. Por Real Orden de 4 de noviembre obtuvo el grado de comandante de Infantería, en calidad de comprendido en el Real Decreto de gracia general de 11 de agosto. El 11 de diciembre fue nombrado ayudante de su brigada, por cuyo motivo marchó a Sevilla y se incorporó a la plana mayor. En 1855 continuó en funciones de ayudante de la 2.ª Brigada Montada, y en noviembre fue nombrado secretario del general subinspector de Sevilla en la revista de inspección pasada ese año. Se encontraba en esa ciudad cuando se produjeron los sucesos de julio de 1856, y fue designado por el capitán general para acompañarle en la columna de operaciones que se formó para marchar a Málaga y a otros puntos pronunciados. El 3 de febrero de 1857 se le destinó a la Brigada de Cadetes acantonada en Segovia. El 14 de octubre fue promovido a capitán de Artillería por antigüedad, y se le destinó al 5.º Departamento. El 27 de diciembre pasó a la Comisión Topográfica Central, donde se ocupó del levantamiento de planos de la provincia de Madrid. El 24 de noviembre de 1858 fue destinado a la 3.ª Brigada Montada, pasando a Zaragoza, luego a Madrid y más tarde a Segovia.

A finales de diciembre de 1859 partió con el cuerpo expedicionario de África, donde mandó una batería de la Brigada Montada y se distinguió en los combates del 4, 8 (río Armir), 10 y 12 de enero de 1860 en el camino de Ceuta a Tetuán, en Cabo Negro (14 de enero), en los combates del 23 y 31 de enero y en las batallas de Tetuán del 11 y 23 de marzo, tras lo cual el Gobierno le recompensó el 4 de febrero de 1860 con el grado de comandante de Caballería por méritos de guerra y con la Cruz de 1.ª clase de la Orden de San Fernando.

Terminada la campaña, fue destinado a Vicálvaro y a Madrid. Tuvo diferentes destinos y comisiones, casi siempre vinculadas a la Dirección General de Artillería, donde había sido destinado por Real Orden de 17 de mayo de 1864. Fue jefe de brigada de la comisión catastral para el levantamiento del mapa de España, capitán de la Escuela de Tiro del Pardo y oficial de la Dirección General de Artillería. Intervino contra la insurrección de los Regimientos de Caballería de Calatrava y Bailén en Villarejo de Salvanés el 2 de enero de 1866 y en los sucesos de Madrid del 22 de junio de ese año, siendo recompensado con el grado de teniente coronel de Caballería. Por Real Orden de 10 de julio de 1866 obtuvo el empleo de comandante de Artillería por antigüedad, el 4 de octubre de 1868 logró el de teniente coronel del Ejército por servicios facultativos y de armas, al tiempo que obtenía el nombramiento de oficial segundo del Ministerio de la Guerra, con un sueldo de tres mil quinientos escudos. El 23 de octubre de 1868 obtuvo el grado de coronel del Ejército, por gracia general decretada el 10 de ese mes.

En las Constituyentes de 1869 fue diputado por el distrito de Écija, y posteriormente en las Cortes de 1871 y 1872 por el distrito de Carmona, tomando parte en algunas discusiones sobre política militar. El 12 de abril de 1869 fue nombrado coronel de Infantería por servicios especiales, el 5 de enero de 1871 se le concedió el empleo de coronel de Infantería por sus servicios en la Secretaría de Guerra, y el 4 de abril obtuvo el empleo de teniente coronel de Artillería por antigüedad. Por Real Decreto de 8 de mayo de 1871 se le admitió la renuncia al cargo de oficial segundo del Ministerio de la Guerra en virtud de sus incompatibilidades políticas. En su calidad de diputado a Cortes, un Real Decreto de 10 de noviembre de 1871 permitió su nombramiento como vocal del Consejo de Gobierno y Administración del Fondo de Redención y Enganches del Servicio Militar, del que fue secretario (2 de diciembre) y luego presidente interino.

En 18 de junio de 1872 fue nombrado coronel, y al iniciarse la Segunda Guerra Carlista se le destinó por Real Orden de 26 de febrero de 1872 a formar parte del cuartel general del duque de la Torre en el Ejército del Norte, concurriendo en la primera mitad de mayo a las principales operaciones militares (Oroquieta, valle de Ulzaina, Oñate, Irurzun, Mañaria), hasta la terminación de la campaña con el convenio de Amorebieta, tras lo cual ejerció desde el 28 de mayo hasta el 2 de junio la Comandancia Militar de Bilbao. Después de volver a su escaño en el Congreso y dimitir por incompatibilidad de su cargo de secretario del Consejo de Redenciones, el 31 de julio fue nombrado brigadier por servicios de campaña. Tras unos meses sin destino, el 25 de septiembre de 1873 fue designado oficial primero del Ministerio de la Guerra, tras el nombramiento de José Sánchez Bregua (antiguo subsecretario de Prim) para la cartera. Este ministro le nombró secretario general interino del ministerio, cargo en el que le confirmaron los generales Zavala y Cotoner. Bermúdez Reina desempeñó una ardua labor de reorganización militar en el momento álgido de las guerras carlista y cantonal: refundación del disuelto Cuerpo de Artillería, levantamiento de tres quintas de un total de cien mil hombres, adquisición de vestuario, equipo y armamento, municionamiento de los ejércitos de operaciones, organización de los cuadros de los nuevos batallones, etc. Por Decreto de 21 de noviembre de 1873 fue promovido al empleo de brigadier en atención a sus servicios, especialmente los contraídos en la campaña del Norte.

Tras dejar, el 29 de agosto de 1874, el cargo de secretario general del Ministerio de la Guerra por razones de salud, el 6 de septiembre fue designado jefe del Estado Mayor General del Ejército de Cataluña dirigido por López Domínguez, con quien realizó una ingente labor de reorganización, y sofocó el amotinamiento de la Primera Brigada de la Primera División (Esteban) acantonada en Granollers. Intervino en destacados hechos militares, como la persecución de los cabecillas carlistas Savalls y Tristany después del ataque a Castellón de Ampudia el 3 y 4 de noviembre de 1874; las acciones de Castellar de Nunch, el levantamiento del sitio de Puigcerdà, el rechazo de los ataques carlistas a Igualada y Vich, y el levantamiento del bloqueo de Berga por las divisiones de Montenegro y Weyler.

Tras la dimisión de López Domínguez y de la suya propia el 2 de enero de 1875, quedó en situación de reemplazo. Por Real Decreto de 17 de julio de 1875 pasó a formar parte, como vocal extraordinario, de la Junta Consultiva de Guerra que trató la situación de los oficiales generales. El 20 de octubre de 1875 tomó asiento en el Congreso como diputado liberal por Carmona, quedando en expectativa de destino hasta que por Real Decreto de 25 de febrero de 1881 fue nombrado de nuevo vocal de la Junta Consultiva de Guerra. El 10 de noviembre de ese año ascendió a mariscal de campo por servicios y circunstancias, y el 14 de noviembre fue nombrado comandante general de la 3.ª División del Ejército de Castilla la Nueva.

En el gabinete de Posada Herrera, con su amigo López Domínguez en el Ministerio de la Guerra, fue nombrado subsecretario del ministerio desde el 15 de octubre de 1883 hasta el 18 de enero de 1884. Tras actuar como miembro electo del Tribunal Supremo de Guerra y Marina desde el 18 de enero de 1883 hasta el 28 de enero de 1884, el 4 de febrero de 1884 fue nombrado presidente de la Junta Especial de Infantería de la Junta Superior Consultiva de Guerra, donde cesó el 23 de octubre de 1884. El 9 de junio de 1884 había tomado de nuevo asiento en el Congreso como diputado por Sevilla.

Proclamada la Regencia, fue nombrado de nuevo subsecretario del Ministerio de la Guerra, cargo que desempeñó desde el 16 de diciembre de 1885 hasta el 10 de mayo de 1886. Pasó luego a la Fiscalía Militar del Consejo Supremo de Guerra y Marina, desde el 29 de diciembre de 1886 hasta el 2 de febrero de 1887, y al puesto de segundo cabo de la Capitanía General de Valencia y gobernador militar de la provincia y plaza, desde el 17 de octubre de 1888 hasta el 23 de agosto de 1889. El 9 de agosto de ese año fue nombrado general de división por nueva denominación y el 20 de septiembre de 1889 obtuvo el grado de teniente general. Tras desempeñar el cargo de jefe de la Primera Dirección del Ministerio de la Guerra desde el 23 de agosto hasta el 14 de noviembre de 1889, el 30 de enero de 1890 fue designado por Sagasta ministro de la Guerra, cartera que desempeñó hasta el 5 de julio. Mantuvo en el Senado la campaña que culminó con el arresto del general Dabán. Ocupó la Capitanía General de Madrid desde el 6 de enero hasta el 30 de agosto de 1893, y el puesto de comandante jefe del Primer Cuerpo de Ejército, capitán general de Castilla la Nueva y Extremadura hasta el 17 de marzo de 1895, pasando a ocupar la presidencia de la Sociedad de Cría Caballar, puesto honorífico que ocupaba a su fallecimiento.

Fue también diputado por el Partido Liberal, senador electo por la provincia de Logroño en las legislaturas de 1889-1890 y 1891-1893 y senador vitalicio desde la de 1893-1894, además de vicepresidente de la Cámara Alta en la legislatura 1894-1895.

Se casó el 29 de marzo de 1874 con Julia Tassara y Massa (fallecida el 19 de agosto de 1895), y en segundas nupcias, en febrero de 1896, con Purificación de Madariaga Suárez. Sin embargo, existe un expediente como viudo de Candelaria Cartagena Teixidor, resuelto el 4 de marzo de 1899, para el traslado de haberes a su huérfana Isabel Bermúdez Cartagena. Su hermano Alejandro fue caballero de la Orden de Isabel la Católica (25 de febrero de 1862) y de Carlos III (11 de marzo de 1856). Su hermano Teodoro fue comendador de Carlos III (22 de septiembre de 1872). Su hermano Enrique (Sevilla, 1830 – Barcelona, 1890) fue registrador de la propiedad en Alcalá de Guadaira y Matanzas, y fundador en Sevilla del semanario de crítica teatral La Mano Invisible.

Entre sus distinciones se cuentan: la Encomienda de la Orden de Carlos III (22 de noviembre de 1869) en consideración a los servicios prestados en el Ministerio de la Guerra durante la insurrección carlista y republicana; la Cruz de la Real y Militar Orden de San Fernando (Real Orden de 24 de febrero de 1860); la medalla conmemorativa de la campaña de África (Real Decreto de 10 de mayo de 1860); la Cruz sencilla de la Real y Militar Orden de San Hermenegildo con antigüedad de 17 de junio de 1866 (Real Orden de 11 de noviembre de 1866); la encomienda número 1 de la Real y Distinguida Orden de Carlos III (Real Decreto de 22 de noviembre de 1869); la Cruz del Mérito Militar de 2.ª clase (Real Orden de 8 de abril de 1871); el rango de Gran Oficial del Nischan Iftijar de Túñez (29 de mayo de 1871); la Gran Cruz del Nischan Iftijar (4 de mayo de 1874); la Gran Cruz del Mérito Militar por su labor como secretario general del Ministerio de la Guerra (Decreto de 18 de marzo de 1874); la Placa de la Orden de San Hermenegildo con antigüedad de 16 de junio de 1879 (31 de mayo de 1881); la Gran Cruz de San Hermenegildo (Real Orden de 3 de enero de 1884) con antigüedad de 27 de enero de 1883; la Gran Cruz de la Orden del Mérito Militar por sus servicios en Cataluña en 1874 (Real Decreto de 14 de enero de 1883); la distinción de Benemérito de la Patria (Real Orden de 9 de junio de 1860); el Gran Cordón de 1.ª clase de la Orden Imperial de Medjidié de Turquía (9 de junio de 1886) y el rango de Gran Oficial de la Legión de Honor (8 de enero de 1894).

 

Obras de ~: División territorial de la Península, Madrid, Dirección General de Infantería, 1884.

 

Fuentes y bibl.: Archivo General de la Administración (Alcalá de Henares, Madrid), Hacienda, Clases Pasivas, leg. 19629, exp. 2.513; Archivo del Ministerio de Asuntos Exteriores, Personal, caja 45, exp. 2.173; Condecoraciones, caja 195, exp. 11; Senado, exp. 0064-06; Servicio Histórico Militar (Madrid), Exps. personales, rollo 7.

J. M. Cuenca Toribio y S. Miranda García, El poder y sus hombres. ¿Por quiénes hemos sido gobernados los españoles? (1705-1998), Madrid, Actas, 1998.

 

Eduardo González Calleja