Ayuda

Nicolás Alonso Marselau

Biografía

Alonso Marselau, Nicolás. Granada, p. m. s. xix – Burdeos (Francia), f. s. xix. Religioso, político, militante obrero y escritor.

Vivió las grandes transformaciones sociales y culturales de la segunda mitad del siglo xix. Seminarista en su juventud, terminó por alejarse de la Iglesia y se hizo republicano federal. Perseguido, se tuvo que exiliar primero a Gibraltar y después a Francia e Inglaterra.

En 1865 regresó a Mallorca convertido en predicador protestante. En 1868 vivió en Sevilla realizando la misma labor. En las mismas fechas participó, con éxito, en los actos celebrados en el club de la Alameda de Hércules, con gran asistencia de público. Fue elegido diputado provincial. Recibió ayuda de la iglesia anglicana para obras benéficas y editó una revista, El eco del Evangelio. Fue un lejano antecedente de La Razón (1871-1873), que ya era un vocero internacionalista pero con un claro componente librepensador, aparecido cuando Marselau ya se había alejado de la religión.

Por estos años, asistió a la Conferencia de Valencia en representación de los federados hispalenses. Del prestigio que alcanzó en estos primeros momentos del obrerismo español da idea el hecho de que fuera elegido delegado en los congresos internacionales de La Haya (1872) y Saint Imier (1872). Se integró en la corriente seguidora de Bakunin y, al parecer, perteneció a la Alianza Socialista por la Democracia. Fue detenido en diversas ocasiones por los contenidos de sus artículos de prensa. Tras la detención que sufrió en septiembre de 1873 se fue de España y se asentó en Francia. De nuevo su vida dio un giro espectacular, que no sería el último.

En 1874 viajó a Roma, abjuró de sus ideas sociales y retornó a la Iglesia católica ingresando en un convento de La Trapa. Sin embargo, su estancia en el monacato duró poco. En plena Guerra Carlista se presentó en el cuartel general del pretendiente Carlos en Tolosa. Ante él reiteró su rechazo a sus pasados errores y se incorporó a sus filas. Cuando los carlistas fueron derrotados, volvió a Francia y, por segunda vez, ingresó en un convento, ahora en Burdeos.

Allí se le pierde la pista y parece que es donde fallece.

Durante su militancia internacionalista escribió dos folletos que tuvieron un gran impacto en su momento.

En uno de ellos, publicado cuando ya estaba desaparecido para la vida social española, El Evangelio obrero, estableció un paralelismo entre Jesucristo y el militante obrero, que tuvo mucho éxito entre anarquistas y estudiosos de esta ideología. Hijo de su tiempo y con una personalidad peculiar, fue un buen polemista, como lo demostró en 1871 en el acto de controversia en Valencia que mantuvo con profesores de la universidad, o en la discusión que sostuvo con el profesor de la facultad de Teología sevillana Francisco Mateos Gago. Muy radical, colaboró en la prensa obrera del momento, como en el periódico madrileño La Solidaridad.

 

Obras de ~: Pensamientos sociales arreglados, Sevilla, 1872; El Evangelio obrero, Sevilla, 1889.

 

Bibl.: M. Íñiguez, Esbozo de una enciclopedia histórica del anarquismo español, Madrid, Fundación Anselmo Lorenzo, 2001, págs. 33-34; J. Álvarez Junco, La ideología política del anarquismo español (1868-1910), Madrid, Siglo xxi, 1991, págs. 127-128; J. A. Piqueras, “Marselau, Nicolás Alonso”, en M. Artola Gallego (dir.), Enciclopedia de historia de España, vol. IV, Madrid, Alianza, 1991, págs. 533-534.

 

José Luis Gutiérrez Molina