Ayuda

Raimundo Saporta Namías

Biografía

Saporta Namías, Raimundo. París (Francia), 16.XII.1926 – Madrid, 2.II.1997. Directivo de deportes.

Nació en París en el seno de una familia de origen judío, hijo de padre español y madre francesa. En 1940 se trasladaron a Madrid huyendo de la Segunda Guerra Mundial y aprovechando que la Guerra Civil española ya había terminado. Al poco de llegar a la capital española, quedó huérfano al ser arrollado su padre por un tranvía.

Realizó sus estudios en el Liceo Francés, donde se fue implicando en la vida deportiva del centro. En especial del baloncesto, que era el deporte que se practicaba.

Aunque no tenía condiciones para jugar, demostró una gran capacidad de organización. Fue allí donde, precisamente, organizó sus primeros torneos de baloncesto como delegado del equipo del Liceo.

Esta natural predisposición fue advertida por el entonces coronel Jesús Querejeta Pavón, presidente de la Federación Española de Baloncesto, que quiso que formara parte de la directiva, pero, por los estatutos, su edad no lo permitía. Al terminar la escuela, contrajo matrimonio con Arlette Politti, que había sido su vecina desde que la familia llegó a Madrid, y entró trabajar en el Banco Exterior. Cuando alcanzó la mayoría de edad, ingresó definitivamente en la Federación Española de Baloncesto (FEB), primero como tesorero, en 1947, siendo ascendido ya al año siguiente a vicepresidente.

En 1952, Saporta conoció a Santiago Bernabéu, presidente del Real Madrid, después de haber gestionado un campeonato de baloncesto enmarcado dentro de la celebración del 50 aniversario del club blanco. Bernabéu, impresionado por su habilidad en la gestión de fondos y en las relaciones públicas, lo contrató de contable en mayo de 1953 y al año siguiente lo ascendió a tesorero. Fue el responsable directo del fichaje de Alfredo Di Stéfano esa temporada y como presidente de la sección de baloncesto del club blanco se encargó personalmente del nombramiento de Pedro Ferrándiz como entrenador del equipo. Apenas una década más tarde, era el vicepresidente del Real Madrid.

Desde su cargo en la Federación, puso en marcha Liga Española de Baloncesto en 1956, inicialmente compuesta por seis equipos para ahorrar costes. Consiguió un éxito rotundo, cuyo modelo sirvió ese mismo año con la ayuda del diario francés L’Equipe para impulsar la creación de la Copa de Europa de Clubes (la actual UEFA Champions League). Durante su estancia en Francia, contrató a Raymond Koppa, que junto con el hispanoargentino formó la delantera que llevó al Real Madrid a conquistar las seis primeras ediciones de la Copa de Europa de Fútbol.

Como miembro de la Federación Internacional de Baloncesto (FIBA), presidió la comisión responsable de crear también una competición continental para el baloncesto, que dio inicio en 1958. Saporta presentó una fórmula de veintidós equipos enfrentados en eliminatorias de proximidad geográfica para abaratar costes. Los primeros años de escollos políticos de oposición del Régimen a enfrentarse con equipos provenientes de la Unión Soviética no pudieron sortearse sin embargo hasta 1965. Tuvo un rol muy importante en las negociaciones diplomáticas para que el Real Madrid pudiera viajar a la Unión Soviética para jugar con el CSKA de Moscú. Ese año tuvo la idea de fundar el Torneo de Navidad, después de cerrar un contrato de publicidad con la marca Phillips, que resultó uno de los mayores éxitos de Televisión Española y que se convirtió en el torneo no oficial más prestigioso de Europa.

Su exitosa gestión le llevó a formar parte, a partir de diciembre de 1968, de la Comisión Ejecutiva del Comité Olímpico Español (COE) y en 1972 dirigió la iniciativa para la construcción del estadio Santiago Bernabéu.

Fue además uno de los artífices de que España organizase grandes eventos como el Eurobasket de 1973.

El éxito logrado fue decisivo para que asumiera seis años después, recién iniciada la Transición española, la responsabilidad de organizar el Mundial de Fútbol de 1982, si bien puso como condición que su nombramiento como presidente fuese por Real Decreto para que nada alterase un cambio de Gobierno y que el puesto no fuera lucrativo.

Con el fallecimiento de Santiago Bernabéu en 1978, figuró como el más claro candidato para sucederle en el cargo, pero se negó y prefirió mantener una posición secundaria.

Como miembro de la FIBA, FEB y COE logró en 1980 que Juan Antonio San Epifanio Ruiz Epi acudiera a los Juegos Olímpicos de Moscú como excepción a la norma que impedía a los deportistas abandonar el servicio militar. La selección logró un meritorio cuarto puesto y los partidos que disputó Epi contabilizaron para terminar siendo considerado el mejor jugador europeo de baloncesto de la década y el que más veces vistió la camiseta de la selección. Asimismo, Saporta fue uno de los promotores en 1983 de de la actual Liga Española de Baloncesto, la Liga ACB, que pasó a ser gestionada por la Asociación de Clubes de Baloncesto.

Tras permanecer más de treinta años en la directiva del Real Madrid, durante los cuales organizó los muchos eventos que marcaron su historia, tanto en la sección de fútbol como en baloncesto, se retiró finalmente en 1991, por motivos de salud, aunque figuraba como presidente de honor. Cerraba así la etapa más gloriosa y prolongada en la historia del club blanco.

No se esperaba que aún fuera nombrado por unanimidad vicepresidente de la FIBA. Al año siguiente, el Real Madrid le homenajeó en el 32º Torneo de Navidad, al que asistieron diversos altos cargos del deporte español e internacional. Apenas un mes más tarde, Saporta falleció de una enfermedad renal, cuando estaba trabajando en la confección de la actual Euroliga de Baloncesto, que dio comienzo en el año 2000. En su honor se creó el Premio Raimundo Saporta y la FIBA decidió rebautizar la extinta Recopa de Europa de Baloncesto con el nombre de Copa Saporta. También el Real Madrid le puso su nombre a su pabellón de baloncesto. Además, pueden destacarse algunas distinciones que recibió a lo largo de su vida como la Gran Cruz del Mérito Civil, Encomienda de Isabel la Católica, Medalla de Oro al Mérito Deportivo, Orden del Mérito Olímpico, Orden del Mérito de la FIBA, o la Medalla de Oro de la Federación Española de Baloncesto.

 

Bibl.: “Falleció Saporta, un personaje clave” (necrológica) en El País (Madrid), 3 de febrero de 1997; L. Prados de la Plaza, Real Madrid, Madrid, Sílex, 2001; VV. AA., Cien años del Real Madrid. Historia del baloncesto, Madrid, Diario AS, 2002; R. W. González Cabrera, Raimundo Saporta, retrato de un líder en la sombra, Madrid, Fundación Pedro Ferrándiz, 2005; D. Gómez, La patria del gol: fútbol y política en el Estado español, Irún, Alberdania, 2007.

 

Diccionario Biográfico Español